Comunidad de diseñadores puertorriqueños

Cosas que nadie te dice sobre ser freelancer

You-need-less-money-than-you-think

Según Christopher Phin ex jefe de redacción de MacFormat y Mac/Life

 

1. Tú necesitas menos dinero de lo que tú piensas.

Hicimos unos cálculos y sacamos la mínima cantidad de dinero que yo debería ganar como freelancer, para asegurar poder pagar las deudas y la comida; y era poco. En el primer mes de freelance, gane 10 veces el mínimo. Para ser claro, Todavía gano menos que cuando era un empleado pero gasto menos y mis ahorros han subido

 

2. Tienes más tiempo para juego.

Es muy fácil, ambos en trabajo completo y cuando trabajas freelance, alimentar la “bestia”. Pero el juego es muy importante, especialmente por aquellos de nosotros que trabajamos en la industras creativas, no solo porque es gratificante pero porque haces cosas que sabes que van a servir.

 

3. ¿Ganaste suficiente dinero? Para de trabajar.

Luego de varios meses, tú comienzas a tener un sentido de cuánto dinero tú ganas en un mes común, y si es suficiente. Lo mejor de todo es que cuando ves ese número mágico acercarse, sabes que puedes cogerlo más suave. Usualmente no significa que parece por completo todo pero puedes coger tiempo libre.

 

4. Tienes una rutona – pero puedes romperla.

Tener una rutina es bueno especialmente para los freelancer ya que el llamado de la televisión y el sofá es fuerte, pero al mismo tiempo me acuerdo: no trabajo en una oficina. ¿No dormiste bien? Levántate tarde. ¿Muy soleado? Llévate la laptop al bar.

 

5. Haces más en un día de lo que piensas.

Si el contaste ruido de teléfonos, emails y colegas, ases más en el día que lo que avías echo en un trabajo regular.

 

6. Te pones gordo.

Ya que no tienes que moverte para el trabajo, ahora de mi cuarto a mi oficina es más que un paso.

7. Necesitas indicar un gerente de recursos humanos.

Un buen gerente de recursos humanos se asegura que el empleado tenga lo necesario para ser saludable y productivo. No tienes uno cuando eres un freelancer. Indícale a tu pareja o un amigo que debes en cuando esté pendiente a ti para asegurarte que estés bien.

 

8. Obtienes tus fines de semana devuelta.

Cuando trabajas en una oficina los fines de semana eran para hacer las tareas de la casa. Ahora que trabajas en el hogar pues hacerlas en la semana y cuando llega el fin de semana está libre para compartir con tus queridos.

 

9. Descubres tus intereses reales.

Aparte de la rutina cuando trabajas en una oficina. Aunque estés trabajando en algo que te gusta, todavía te dicen lo que tienes que hacer. Cuando eres un freelancer, comienzas cada día preguntándote que hacer y es una buena oportunidad para descubrir que es lo que quieres hacer ese dia.

Para leer más sobre el tema oprima aquí.

Leave a Reply